Franquicias: analizamos sus ventajas y desventajas

2019-12-27T20:10:18+00:00 27 de diciembre de 2019|Tu dinero|

Poner en marcha una franquicia es una de las opciones que tienden a barajar los emprendedores.  Este modelo de negocio tiene sus pros y sus contras, y desde Caixa Popular nos hemos propuesto analizar los principales indicadores para, en el caso de que estés planteándote iniciar esta aventura empresarial, tengas claro a qué te enfrentas.

Antes de iniciarnos a detallar los detalles, creemos interesante recordar qué es una franquicia.  Se trata de un modelo de negocio basado en una relación comercial entre el franquiciador y el franquiciado, a cambio de un canon de entrada, es decir, de una cantidad de dinero específica.

El franquiciado, tras aceptar el canon de entrada, obtiene el derecho a la explotación del negocio. El franquiciador, por su parte, está obligado a prestar asistencia comercial y técnica al franquiciado a lo largo de su relación comercial.

 

Principales ventajas de las franquicias

Las ventajas más destacadas de poner en marcha una franquicia es contar con el apoyo de una marca consolidada, asumir un crecimiento más acelerado con riesgos más controlados y, también, beneficiarse de una economía de escala.

Entre los demás atractivos que se pueden señalar de una franquicia, desde Caixa Popular creemos interesantes los siguientes:

  • El negocio ya se ha testado en el mercado, es rentable y funciona. Los riesgos, por tanto, se reducen.
  • El franquiciado cuenta con la experiencia del franquiciador.
  • La economía de escala tiene una elevada repercusión en inversiones como, por ejemplo, tecnología y herramientas comerciales.
  • La marca ofrece formación continua a los franquiciados y un soporte técnico vital para la evolución del negocio.
  • El negocio forma parte ya de una estrategias de marketing y comunicación publicitaria asentada, con una imagen de marca consolidada, en ocasiones a nivel mundial.
  • Será más sencillo conseguir financiación para una franquicia.

 

Las franquicias también tienen inconvenientes

Como todos los modelos de negocio, la franquicia también lleva implícitos unos riesgos que debemos conocer.

El franquiciado no será el propietario de la marca en ningún momento. Esto implica, por ejemplo, que no tendrá libertad de creatividad ya que cualquier novedad o cambio relacionado con la explotación del negocio y su estrategia será, siempre, decisión del franquiciador.

Otras de las desventajas más destacadas de las franquicias son los costes derivados del pago de derecho de entrada y royalties.  Además, es muy probable que el franquiciado se encuentre con limitaciones muy específicas ante la posibilidad de vender o traspasar el negocio.

Deje su comentario

X